lunes, 15 de diciembre de 2008

Grabando

Estuvimos en el estudio de Jordi Armengol, cerca de Manresa. Tiene allí el hombre un estudio impresionante, en una casa donde uno se mudaría sin pensarlo sino tuviera obligaciones en la gran ciudad.
Armengol es uno de los grandes guitarristas de este país. Un montón de años y discos con Lluis Llach, giras con Manolo García, aquel primer tour de O.T. y un sin fin de álbumes grabados que seguramente tendrás en casa y donde lo encontrarás si te fijas en los créditos.
El caso es que fue un día de risas, cuyo motivo era el grabar un solo de guitarra para el disco de K. y, la verdad, nosotros no sabemos trabajar sin una sonrisa en los labios.
Yo me tomé el día libre, que ya me hacía falta, desde que voy a trabajar los domingos y fiestas de guardar, e hice de chofer. Conducir, la verdad, es que cada día me gusta más. No sé, será ese pequeño Keruac que uno lleva dentro. Se pone música y se devoran kilómetros para llegar a otro lugar, con otra gente...
El caso es que todo fue bien. Se hizo la grabación, comimos en el bar del pueblo y volvimos ya de noche.