lunes, 9 de julio de 2012

Recordando


Leo con disgusto la noticia de que Gabriel García Márquez padece demencia senil y que no podrá volver a escribir. Que alguien que ha escrito una novela como “Cien años de soledad” –aunque mi preferida sea “El amor en los tiempos del cólera”- ya no pueda recordar historias y contarlas con tanta maestría es, simplemente, una gran tragedia para el mundo de la literatura.